Periodoncia

Alrededor de un 80% de la población padece, en algún grado, un “problema de encías”. En función del origen y gravedad del mismo, se puede corregir, prevenir y/o paliar.

Mediante limpiezas (tartrectomías) y raspados y alisados de las raíces (curetajes), se eliminan los acumulos de cálculo y placa que rodean a los dientes alejando la encía y el hueso generando recesiones.

Es muy importante detectar estos casos de forma precoz para prevenir la pérdida de piezas dentales a edad temprana, así como mantener el hueso del paciente. Nuestra filosofía es muy conservacionista, y estamos muy pendientes de que las técnicas de higiene que usan nuestros pacientes sean las correctas. También se programa un plan de revisiones y mantenimiento cada 6 meses, ya que es vital no dejar que el cálculo se introduzca entre la encía y el diente produciendo bolsas periodontales que puedan derivar a abcesos infecciosos.